Alimentos depurativos después de navidades

Alimentos depurativos después de navidades
Comparte este artículo
Autor: Comentar

Las fiestas navideñas siempre suponen excesos en la alimentaciónUna vez finalizadas, te recomendamos prestar atención a una serie de alimentos que te harán sentir mejor y  te ayudarán a limpiar las grasas y las toxinas de nuestro organismo.

Nuestro aparato digestivo nos agradecerá beber agua en abundancia para desintoxicar nuestro organismoEs muy efectivo si bebemos en ayunas para activar nuestro metabolismo.stk71157cor


Si añadimos unas gotas de limón al agua, estaremos potenciando su efecto depurativo y además hidrata naturalmenteEl zumo de naranja en el desayuno también aporta su granito de arena ya que contiene Vitamina C.

Algunas frutas, especialmente la pera o las uvas, nos ayudan a eliminar toxinasCuando comemos fruta fresca, estamos recibiendo vitaminas, minerales, fibra, agua y antioxidantes.

Los cereales integrales son más adecuados en el desayuno que los bollos

.
Nos aportan una gran cantidad de nutrientes, fibra, son antioxidantes y además nos facilitan la digestión.

Las infusiones diuréticas también sientan fenomenal y evitan la retención de líquidos. La cola de caballo, el té verde o rojo o las infusiones de hinojo son las más recomendadas.

Para comer, se aconsejan los caldos de verduras,  ya que tienen ese efecto depurativo y nos hidratan con pocas calorías.
Las verduras como las espinacas, los berros o la rúcula son perfectas para limpiar nuestro estómago por su contenido en clorofila.

La alcachofa es muy aconsejable puesto que favorece la reducción de las grasas al incrementar la producción de bilis.

Las sopas de cebolla y de repollo también se recomiendan porque contienen elementos específicos para hacernos sentir mejor y limpiar nuestro organismo.
Los rabanitos ayudan a recuperar el equilibrio de la flora intestinal.

La forma de cocinar los alimentos también es un aspecto que debes de tener en cuenta.
Te recomendamos consumir los alimentos frescos, al vapor, hervidos, al horno y a la plancha.
Evita las frituras o las preparaciones pesadas.

Fuente imagen thinkstock.

Comparte este artículo